Opinión personal

 

 

Hay libros que los quiero leer desde noventa días antes de que se publiquen (que es el tope para mirar las novedades que vienen). Generalmente, cuando llega el día ya se me han pasado las ganas y otros libros han ocupado su lugar. Pero con La mujer que no existió el deseo se mantuvo y como Nubico lo subió el mismo día de su publicación, inmediatamente empecé a leerlo. Y ya no lo pude soltar. Me lo leí del tirón, en apenas unas horas.

La mujer que no existió (qué título más mal traducido, por los clavos de Cristo, qué horror) es, como dije en Twitter, una auténtica locura, un thriller psicológico de los de verdad, inquietante y perturbador a más no poder.

Zoe Whittaker llegó a Nueva York desde California hace cinco años huyendo de algo (que vamos descubriendo a lo largo de la novela). Lleva un año casada con Henry, un tipo riquísimo, guapísimo, rubísimo y estupendísimo, lo que viene siendo un hombre perfecto.

Este hombre pluscuamperfecto no sabe nada del pasado de su mujer (ni ella tampoco del de él, así que están igual) pero, de pronto, a Zoe le empiezan a ocurrir extraños sucesos y piensa que el pasado del que huía ha conseguido alcanzarla.

Ambientada en Nueva York  y en California, está  estructurada en 27 capítulos y un epílogo que sucede seis meses después. Utilizando un narrador protagonista en primera persona (Zoe), sigue un hilo cronológico discontinuo (en el que se van intercalando capítulos que nos cuentan la historia de lo que le sucedió a Zoe en California), tiene una trama bien enlazada y un ritmo que va aumentando conforme avanzamos en la lectura hasta convertirse en frenético.

Hasta aquí nada que no sea nuevo: un grip lit (qué mal me suena esto, no os lo podéis ni imaginar) de manual: suspense psicológico y adictivo protagonizado por una mujer. Pero La mujer que no existió es de los mejores thrillers psicológicos que he leído este año (y he leído a Katzenbach, eh, que no es moco de pavo). ¿Por qué? Quizá por su protagonista y su caracterización, quizá por el narrador protagonista, quizá por lo bien que ha utilizado los giros y las sorpresas o quizá por el desenlace final. Vamos a verlo:

 

 

¿Qué me ha gustado?

 

 

  • La utilización de un narrador protagonista es todo un acierto, porque en ningún momento sabemos si es fiable y confiable o no. Como solo conocemos lo que ella nos cuenta desde su punto de vista, además de estar totalmente a su merced, nos permite vivir en nuestras propias carnes sus miedos y sus angustias.

 

  • Lo bien que ha transmitido lo que puede hacer una mente perversa y manipuladora. Una persona normal es incapaz de entender que nadie maquine un plan tan bien urdido para conseguir sus fines.

 

  • Cómo ha ido desgranándonos, poco a poco, la vida de Zoe y lo que le ocurrió en California. Porque lo que al principio me parecía que una soberana estupidez ha resultado ser un hecho muy traumático, de los que ponen los pelos como escarpias.

 

  • Que a lo largo de la novela ninguna de las personas que rodean a Zoe sabe lo que le sucedió realmente, cada uno conoce solo una parte y ninguno el conjunto completo. Nosotros lo vamos descubriendo poco a poco y sufrimos con ella porque realmente no puede apoyarse en nadie para que su pasado no salga a la luz.

 

  • Lo bien que ha sabido administrar el ritmo de la historia, que va aumentando progresivamente a la vez que lo hace la tensión.

 

  • Que me ha hecho sospechar hasta del apuntador, pero en ningún momento he acertado. Los tiros no iban por dónde pensaba ni de lejos.

 

  • Lo bien que ha manejado los giros narrativos. En el último tercio del libro hay uno al final de cada capítulo, lo que apenas nos deja tiempo para recuperarnos de un susto y ya nos hemos metido de cabeza en otro.

 

  • Aunque llega un momento en el que con uno de esos giros «algo» se convierte en predecible, no sabemos qué va a hacer Zoe con esa información. No pierde ni un ápice de interés porque sigue habiendo muchos frentes abiertos. La tensión no se desvanece en ningún momento sino que, al contrario, crece, porque como nos ponemos en el lugar de Zoe lo pasamos igual de mal o peor que ella.

 

  • Lo bien caracterizados que están los personajes, fundamental en un thriller psicológico, desde Zoe a Henry, pasando por Cash. Además, hay un personaje que me ha recordado a la señora Danvers de Rebeca (incluso lo imaginaba con su cara mientras leía) y su evolución me ha parecido maravillosa.

 

  • Cómo ha ido creando atmósferas cada vez más densas y asfixiantes según Zoe iba haciendo sus «descubrimientos».

 

  • El giro final es ingenioso e impactante. Para mi gusto no podía haber escrito un desenlace mejor.

 

 

 

¿Qué «me» ha fallado?

 

 

  • El título me parece que no tiene nada que ver con lo que cuenta la novela. ¿Cómo que no existió? ¿Qué tal la mujer que desapareció que es más parecido al original?

  • El epílogo, para mí, se lo podía haber ahorrado. No aporta nada a la trama como tal y si lo que ha querido hacer es darle un toque emotivo no lo ha conseguido. En mi caso esto le resta media estrella porque sin él hubiera tenido 4,5. Es totalmente prescindible y desluce un poco el thriller como tal.

Resumiendo, que dice el Maestro: La mujer que no existió de Kate Moretti es un buen thriller psicológico (una auténtica locura, como ya he dicho anteriormente), con un dominio perfecto de la intriga y la tensión, con un personaje protagonista muy logrado y un final de infarto. Una novela intrigante y, en algunos momentos, aterradora. Más que recomendable.

 

Autor

 

 

Kate Moretti es la autora bestseller de The New York Times. Miembro del WFWA, Sisters in crime y Directora de Marketing de Tall Poppy Writers, es también ganadora del Reader’s Choice Award 2013.

Actualmente trabaja en su próxima novela.

 

Datos del libro

 

 

 
TítuloLa mujer que no existió
AutorKate Moretti
EditorialRoca
Primera edición15 noviembre 2018

 

 

 

 

 

También te puede interesar

No llores (Mary Kubica)     En el centro de Chicago, una chica llamada Esther Vaughan desaparece de su apartamento sin dejar huella. Entre sus posesiones hay un...
Una mujer sin pasado (Anna Ekberg)     Louise tiene una buena vida junto a su esposo Joachim en Christiansø, una pequeña isla de Dinamarca donde regenta un café. Un día, ...
Homo Lubitz (Ricardo Menéndez Salmón)     Richard O’Hara aguarda en un hotel de Shanghái la firma de un contrato entre el Gobierno de China y las farmacéuticas occidentales q...

Lectora compulsiva y bibliófaga. Correctora en lectorcero.com

Creo que parte de mi amor a la vida se lo debo a mi amor a los libros.

Que ser valiente no salga tan caro, que ser cobarde no valga la pena.

Resumen
Fecha
Título libro
La mujer que no existió (Kate Moretti)
Valoración
41star1star1star1stargray

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás semanalmente información sobre literatura: novedades, reseñas, sorteos, presentaciones, escritores independientes...

* campo obligatorio
Consentimientos

En Escaparate Literario cumplimos el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD)

Responsable: Elías García Díaz

Finalidad: Gestionar el envío de nuestra newsletter

Legitimización: Tu consentimiento

Destinatarios: Los datos que nos facilitas están alojados en nuestra plataforma de email marketing MailChimp alojados en EE.UU. y acogidos al EU-US Privacy Shield. Más información en la página de política de privacidad de MailChimp

Ver la politica de privacidad de 1&1 Internet España S.L.U. ( https://www.1and1.es/terms-gtc/terms-privacy/)

Derechos: En cualquier momento podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos comunicándonoslo a través del formulario de contacto en esta misma web.

Te hemos enviado un correo para que confirmes tu suscripción