Opinión personal

 

Solo había leído hasta ahora una obra de Reyes Monforte. Y he de reconocer que, desde entonces, tenía prejuicios con ella. Pero la sinopsis de La memoria de la lavanda me sedujo desde que la vi (y qué no decir de esa portada, que yo veo algo morado y pierdo completamente la cabeza) y supe que quería leerla. Y aquí os traigo mis impresiones.

Ya os adelanto que la novela me ha fascinado y que en Goodreads le di 4,5 estrellas. Esa media estrella que le falta es porque hubo un momento en que se me estancó la historia; y aunque ese «parón» dura poco, para mí fue suficiente para que no fuera perfecta.

Cuando empecé a leerla, mi única obsesión era terminarla antes del 3 de mayo, que es una fecha que aparece constantemente en la novela, porque es el día que murió Jonas. Pues, casualmente, estoy escribiendo la reseña un 3 de mayo (aunque se publique al día siguiente). No sé yo, con lo supersticiosa que soy, si esto no significará algo. De entrada, mi Atleti juega la final en Lyon 😉.

Lena lleva viuda algo más de dos meses. Antes de morir le prometió a Jonas, su marido, que esparciría sus cenizas en un campo de lavanda en Tármino, el nombre que le ha dado la autora a Brihuega, un pueblo de Guadalajara.

Cuando llega allí, el día antes de celebrarse la Fiesta de la Lavanda, se reúne con los amigos de Jonas, que ahora también son los suyos, y en esos dos días conocemos la historia de amor entre nuestros dos protagonistas (el ausente y el presente) y la que tienen en común todos los allí reunidos: Lena, Daniel, Carla, Roberto, Hugo, Lola y Aimo.

Pero Marco, el hermano de Jonas, con el que este último llevaba casi una década sin hablarse, está dispuesto a fastidiarles «la fiesta». Y, a partir de ahí, todos los secretos que habían permanecido ocultos durante décadas, saldrán a la luz.

 

¿Qué me ha gustado?

 

  • Lo primero que quiero hacer es darle las gracias a Reyes Monforte por haber dedicado La memoria de la lavanda en digital. Los autores no se dan cuenta de que los que apenas leemos en papel no podemos tener sus libros dedicados. Gracias de nuevo por pensar en nosotros también.
  • Lo bien que ha sabido describir cómo se siente un familiar de un enfermo de cáncer. Sé que ella lo ha vivido (yo también) y he vuelto a revivir todos y cada uno de los momentos que pasamos.
  • La forma en la que me ha atrapado en una historia contando una situación tan cotidiana como dolorosa, la pérdida de la pareja en este caso. Y cómo ha descrito la manera de gestionar el miedo y el dolor, porque todos son iguales, lo único que los hace diferentes es cómo cada uno los asume.
  • Que no solo es una historia sobre la pérdida, el duelo y el dolor. Es, además, una historia de esperanza. Porque nadie muere del todo mientras los demás piensen en él o lo recuerden, mientras siga vivo en los demás de cualquier manera. A veces los recuerdos son por una fotografía, otras por un pensamiento, algunas por un olor; la memoria del recuerdo se manifiesta de muchísimas maneras.
  • Que también es una novela llena de secretos y mentiras, que van convirtiéndose en los eslabones de una cadena que tiene prisioneros a todos los que aparecen en sus páginas. Porque son misterios sin resolver que todos conocen y de los que ninguno habla claro.
  • Lo bien que ha manejado  los constantes saltos temporales y los flashbacks de un hilo cronológico completamente roto, utilizando bien los recuerdos de Lena o las anécdotas que van contando los amigos.
  • Que ha escrito una novela en la que los personajes son tan humanos que nos poseen, no somos nosotros los que empatizamos con ellos, son ellos los que nos atrapan en sus redes y nos hacen vivir lo mismo que ellos sienten.
  • Me ha encantado conocer a Jonas a través de «las voces que Lena escucha en su cabeza». Con ellas conocemos su personalidad y su forma de ser, y sabemos de sus valores y de su forma de entender la vida.
  • Que es una novela muy bien escrita, con una prosa exquisita y un vocabulario muy cuidado, donde las palabras fluyen a la par que toda esa montaña rusa de emociones que nos va describiendo, y que provocan una explosión de sentimientos de todo tipo.
  • El ritmo pausado, para que podamos deleitarnos con esa forma de escribir de Reyes, con un lenguaje lleno de sentimientos a flor de piel, que nos va enredando poco a poco hasta que termina envolviéndonos en la historia. Una historia que nos zarandea, nos emociona y, en algunos casos, nos estremece.
  • Por los toques de humor, que son todavía más sorprendentes dentro de tanto sufrimiento. Pasas del llanto a la risa sin apenas darte cuenta de que lo estás haciendo. Es muy de agradecer que, en algunos momentos, haya podido sonreír y no tener durante toda la novela el corazón encogido por la angustia.

 

¿Qué «me» ha fallado?

 

  • La parte de la exposición de fotografía me ha parecido muy lenta, como que le cortaba el ritmo a la historia. Aunque inmediatamente después ha remontado, ese trozo me ha parecido una meseta a la que no le he visto sentido dentro del carrusel de sentimientos que es la novela.

 

La memoria de la lavanda es una novela que me ha fascinado, que me ha hecho ponerme en la piel de Lena y sentir el dolor de su pérdida, con una trama bien hilvanada, llena de secretos familiares y misterios ocultos, con un ritmo pausado pero que, interiormente, es toda una montaña rusa de emociones, y con un  final redondo. Más que recomendable.

 

Cuando algunas personas te llaman «hijo de puta» es que vas en la dirección correcta.

 

¿La has leído? ¿Te ha gustado? Cuéntanos tus impresiones.

 

 

Autor

 

Reyes Monforte es periodista y escritora. Su trayectoria profesional ha estado marcada por su trabajo en la radio, donde durante quince años ha dirigido y presentado distintos programas en diferentes emisoras, entre las que cabe destacar Onda Cero y Punto Radio.

También ha colaborado en diversos programas de televisión en Telemadrid, Antena 3 TV, La 2 o El Mundo TV, ejerciendo de colaboradora y, en algunos casos, de guionista.

Su primer libro, Un burka por amor, con más de un millón y medio de ejemplares vendidos, se convirtió en un best seller del que se hizo una exitosa serie de televisión. Tanto esta como sus posteriores publicaciones (Amor cruel, La rosa escondida, La infiel, Besos de arena y Una pasión rusa) han sido traducidas a varios idiomas.

En la actualidad, Mediaset está preparando la adaptación de La infiel para la televisión.

 

 

Datos del libro

 

 
TítuloLa memoria de la lavanda
AutorReyes Monforte
EditorialPlaza & Janés
Primera edición26 abril 2018

 

 

 

Resumen
Fecha
Título libro
La memoria de la lavanda (Reyes Monforte)
Valoración
51star1star1star1star1star

Lectora compulsiva y bibliófaga. Correctora en lectorcero.com

Creo que parte de mi amor a la vida se lo debo a mi amor a los libros.

Que ser valiente no salga tan caro, que ser cobarde no valga la pena.

También te puede interesar

Reseña: La tierra maldita (Juan Francisco Ferrándi... Opinión personal   Sin anestesia: posiblemente La tierra maldita sea la mejor novela histórica que lea este año. Sin anestesia y sin despeina...
Ordesa (Manuel Vilas)     «Son dos verdades distintas, pero las dos son verdades: la del libro y la de la vida. Y juntas fundan una mentira». En Ordesa, Manu...
Reseña: Asesinos de series (Roberto Sánchez)     Opinión personal   Antes de empezar a hablaros del libro de hoy, Asesinos de series, quería hacer un par de puntualizacio...