Opinión personal

 

Hoy os traigo una novela que no sé si será o no «el thriller del año», pero sí tengo muy claro que La ciudad de la lluvia es lo suficientemente buena como para tenerla en cuenta a esa posible «candidatura» (no me lo tengáis en cuenta, pero no puedo expresarlo de otra manera), y su autor, Alfonso del Río, alguien a quien no debemos perder de vista. Porque si ha conseguido una historia tan impecable en su debut, no imagino hasta dónde será capaz de llegar.

Estamos en Bilbao en 1983. Alain Lara, una joven promesa del Athletic, encuentra una vieja fotografía en la que aparece su abuelo, con cuarenta años menos, junto a dos adultos de frente y uno de espaldas y un niño.

Cuando tres de las personas que allí aparecen mueren, decide ponerse en contacto con María, la hija de uno de los fallecidos, para intentar descubrir qué relación les unía y si esas muertes, que han sido catalogadas como accidentes, esconden algo más.

Su investigación les llevará a descubrir una serie de oscuros secretos que habían permanecido ocultos más de cuarenta años.

¿Conseguirán averiguar quién está detrás de estas sospechosas muertes? ¿Quién tiene tanto interés en que el pasado permanezca enterrado?

 

¿Qué me ha gustado?

 

  • Lo primero que quiero destacar es que esta novela es diferente, no es una historia de las que estamos acostumbrados a leer. Se agradece ese soplo de frescura y de renovación en el género.
  • Convertir a Bilbao en protagonista es todo un acierto. Hasta ahora siempre había visto Barcelona, pero nunca esta ciudad. Y la lluvia, esa lluvia que aparece en el título y que arrasa con todo pero que, a la vez, limpia y purifica.
  • Iniciar los capítulos con citas de los personajes que van a aparecer en el capítulo es algo novedoso y me ha parecido muy acertado.
  • Introducir el fútbol en una novela es una apuesta muy arriesgada y Alfonso lo ha resuelto con mucha soltura. Porque esta obra no trata sobre fútbol, pero sí sobre lo que representa el Athletic como símbolo y sentimiento de unión en la ciudad. De todas formas, este club es el único que encarna la esencia del fútbol en un momento en que este deporte ha dejado de serlo para convertirse en un negocio. El Athletic personifica los valores en contraposición a los intereses que mueven tantísimos miles de millones de euros.
  • La mezcla de ficción con algunos hechos históricos, como la historia entre la actriz Lída Baarová y Goebbels, o el vuelo secreto de Hess a Escocia. También las inundaciones de 1983 en Bilbao o el campeonato de liga del Athletic.
  • Lo bien que ha manejado los tres hilos argumentales y los dos temporales, alternándolos en su justa medida sin que ninguno sobresalga por encima de los otros. También el cambio de narrador, que va saltando de la primera a la tercera persona. Con todo ello ha creado una trama muy bien enlazada, en la que todos los hilos terminan confluyendo de manera natural y sin dejar ningún tipo de fisura.
  • La «frialdad» de esa narración en algunos momentos, contándonos los hechos de una manera muy lejana, como si de una fotografía en blanco y negro se tratase.
  • Porque La ciudad de la lluvia para mí es una novela negra que me ha recordado a las películas de los años 40, con esa lluvia protagonista que lleva consigo días oscuros y desapacibles. Aunque tiene un ritmo de thriller, que te atrapa desde el principio con una frase demoledora: «Pero tres errores son demasiados». Y ese ritmo va agilizándose y la tensión no decae en ningún momento.
  • La forma en la que ha retratado la ambición y el ansia de poder, tanto en la época actual como en el pasado. Unos personajes sin escrúpulos que están dispuestos a cualquier cosa para conseguir sus objetivos, a los que únicamente les mueve la codicia y el dinero.
  • Ha creado unos personajes muy potentes, impecables e implacables, aunque no he conseguido empatizar con ninguno (quizá un poco con Bieda, pero no mucho, porque es demasiado violento para mi gusto). Alain me ha parecido excesivamente frío y su abuelo ha durado muy poquito, y con él, posiblemente, sí me hubiese encariñado. Y David y el Extranjero me han parecido dos personajes repulsivos; tanto que Schaffer ha hecho humilde a Sebastian Bergman, con eso os lo digo todo. Pero no necesito que un personaje me caiga bien para reconocer que es redondo.
  • Cómo va jugando con nosotros para que vayamos poniendo nuestro foco de atención en uno u otro según le conviene al autor. Ha ido dosificando la intriga y manipulándome durante toda la obra, algo que es muy de agradecer porque últimamente averiguo quién es el asesino en la página 3.
  • La escena final, cuando se encuentran en la misma habitación los dos últimos sospechosos, me ha parecido digna de una obra maestra. Ese jugar con nosotros y manejarnos como marionetas, sin saber qué decisión de las dos va a elegir el autor, me ha parecido de quitarse el sombrero.
  • El desenalce es espectacultar, un broche de oro a una novela muy buena (que no es perfecta por manías mías). En ningún momento he pensado que los «tiros» iban por ahí, señal de que ha conseguido tenerme engañada durante toda la novela.

 

 

¿Qué «me» ha fallado?

 

  • La parte alemana a mí se me ha hecho un poco bola al principio, pero es un problema mío porque leo «Enigma» y ya me pongo en guardia. Es algo que me provoca rechazo y me cuesta avanzar.
  • Me ha resultado un poco pesado leer tantas flores como se echa David. Entiendo que era necesario para entender bien todo el contexto, pero me ha llegado a estomagar.

 

La ciudad de la lluvia me ha parecido un soplo de aire fresco en un género en el que parecía que ya todo estaba inventado, con una trama muy sólida y sin ninguna fisura, con un buen ritmo y un desenlace sorprendente. Una novela más que recomendada. Léela, me lo agradecerás.

 

Autor

 

Alfonso del Río (Bilbao, 1980), licenciado en Derecho por la Universidad de Deusto, compagina en su día a día sus facetas de abogado, padre y escritor. Como abogado, trabaja en un bufete internacional, es profesor en la Universidad del País Vasco y en la Universidad de Deusto; y en 2017 ha sido galardonado por Iberian Lawyers como uno de los mejores abogados jóvenes de España por medio del prestigioso premio Forty under Forty. Ha sido también coautor de distintos libros especializados.

Pero esos libros no saciaron su inquietud literaria, porque aunque no se planteara convertirse en escritor ni quisiera encontrar ninguna vía de escape, Del Río sentía pura necesidad de escribir y de sumergirse en otras vidas. Comenzó a esbozar esta historia hace más de diez años, pero no fue hasta hace tres que la retomó. De ahí surge La ciudad de la lluvia.

 

 

Datos del libro

 

 
TítuloLa ciudad de la lluvia
AutorAlfonso del Río
EditorialDestino
Primera edición13 marzo 2018

 

 

 

 

Resumen
Fecha
Título libro
La ciudad de la lluvia (Alfonso del Río)
Valoración
41star1star1star1stargray

Lectora compulsiva y bibliófaga. Correctora en lectorcero.com

Creo que parte de mi amor a la vida se lo debo a mi amor a los libros.

Que ser valiente no salga tan caro, que ser cobarde no valga la pena.

También te puede interesar

Valle de fuego (Sandra Becerril)       Ni la muerte puede acabar con el amor más intenso. Mia, una joven escritora, está obsesionada con encontrar al asesino de...
Reino de fieras (Gin Phillips)     Un thriller electrizante sobre la relación única e indestructible que une a una madre con su hijo. Y sobre lo que sería capaz de hac...
Los siete colores de la sangre (Uwe Wilhelm)     Tres asesinatos en tres meses. Tres mujeres. Tres proclamaciones en las que el asesino hace alusión a siete «sanciones». La policia...
newsletter

¿Quieres recibir las novedades en tu correo?

Te enviaremos semanalmente información sobre novedades, reseñas, sorteos...

Solo para lectores

Revisa tu correo para confirmar la suscripción. Muchas gracias.