Manuel Vicent Rubert

 

Nació en Castellón en 1983. Es licenciado en Humanidades y máster en Educación. Tras pasar por el taller literario de Rosario Raro, comenzó a publicar relatos breves en antologías de diversos autores. En 2015, la editorial ACEN publicó en papel su primera novela, La isla de Mario, una mezcla de thriller y drama romántico. Después ha publicado dos novelas más: El repartidor (realismo sucio, humor) y Verano del 97 (juvenil, romántica). Manuel también escribe relatos en su blog, “Yo no soy Manuel Vicent”. Ha ganado en tres ocasiones el premio al mejor Relato Corto del Ayuntamiento de Castellón con El autobús de la medianoche (2015), La Laguna Negra (2016) y Los tres Penitentes (2017). En 2018 publicará Verano del 98, la continuación de su novela juvenil.

La isla de Mario

Mario, un joven dibujante de cómics, se muda a vivir a un piso con su novia Penélope, con quien planea casarse. Todo parece ir bien en su vida, pero un día, de la noche a la mañana, sucede lo inexplicable: Mario se despierta en la playa de una remota isla. Y lo que es peor, no recuerda cómo ha llegado hasta allí. Pronto descubre que tiene compañía, pues vagando por la selva se encuentra a Laura, la amiga de la infancia de Penélope. Laura, una joven valiente y atractiva, es la única persona que puede arrojar algo de luz acerca de su paradero. Por desgracia, al igual que Mario, Laura únicamente recuerda que despertó allí. Mientras exploran la isla en busca de alimento, tratarán de hallar respuesta a sus múltiples interrogantes: ¿Por qué están allí? ¿Dónde están sus seres queridos? Y lo más importante: ¿cómo escaparán?

La isla de Mario es un puzzle en el que encajan casi todos los ingredientes: intriga, drama, amor, humor e incluso terror. Un juego de referencias literarias y cinematográficas que van desde el primer Robinson a Julio Verne, desde El lago azul a Perdidos.